Colando el mundo

Colando San Francisco

Después de Santa Bárbara seguimos manejando por la hermosa Pacific Coast Highway, pasando por Big Sur. En Big Sur, la idea era almorzar en un lugar espectacular llamado Nepenthe.

Si algún día pasan por ahí, definitivamente deben pararse almorzar. ¡Asegúrense de sentarse en el “upper deck”, donde la vista es más linda. Nosotros, desafortunadamente, estábamos contra el tiempo para llegar a San Fran y solo pudimos tomarnos algo para refrescarnos y seguir nuestro camino.

Y al poco tiempo llegamos a San Francisco, donde finalmente las Coladas nos reunimos.

Era nuestra primera vez en esta ciudad, y ambas habíamos investigado mucho sobre qué ver, comer, explorar y todo lo que no podíamos dejar de hacer. La estadía iba ser corta, pues teníamos que llegar a Carmel para una boda. Lo más divertido es que fue el punto de encuentro con todos los amigos que iban también a la boda, por ende “colamos San Francisco” con nuestro grupo de amigos.

Fue difícil ponerse de acuerdo porque todos teníamos diferentes prioridades y cosas que queríamos hacer, ¡sin mencionar que funcionábamos en diferentes horarios! Lo más fácil, y lo que todos sí queríamos hacer, era explorar San Francisco en bici y cruzar el famoso Golden Gate Bridge, que es la única manera de salir de San Francisco por su lado norte. Un día normal pasan por este puente 100,000 carros, tiene seis carriles y una acera en cada lado, una de las cuales tomamos para ir en bicicleta.

luna_colada_san_francisco_2

El Golden Gate Bridge es un puente colgante que une la península de San Francisco por el norte con el sur de Marin. Golden Gate es también el nombre del estrecho en el cual el puente está construido, y recibe su nombre del estrecho en Constantinopla, llamado también la Puerta Dorada, ya que comunicaba Europa con Asia.

Cuando éramos chiquitas veíamos la serie Full House, que tenía lugar en San Francisco, y en los créditos iniciales de la serie salía el Golden Gate. Por eso, de alguna forma, este puente formó parte de nuestra infancia, y nos ilusionaba sobremanera cruzarlo en bici con amigos.

Fuimos hasta Fisherman’s Wharf y desde ahí alquilamos las bicicletas. Nos dieron un mapita y un casco a cada uno y la opción de llegar hasta Sausalito y Tiburón, ¡tal cual hicimos! Al llegar a Sausalito, nos tomamos una cerveza y nos regresamos en el ferry, pasándole por al lado a Alcatraz.

Alcatraz es una pequeña isla en la bahía de San Francisco donde existió una prisión federal de máxima seguridad que operó desde el 1934 al 11963. ¡Es increíble verla desde tan cerca! Hoy día es considerado un sitio histórico que forma parte del Parque Nacional Golden Gate.

Aparte de esta excursión, teníamos una lista de lugares que juntas recopilamos. Los dejaré aquí para que les sirva de guía.

La primera noche visitamos The Slanted Door, un restaurante que sirve comida vietnamita casual en un ambiente super agradable y un tanto moderno. El lugar tiene un amplio bar y muchas mesas estilo familiar. Si les llama la atención este estilo de comida, el lugar vale la pena y la vista es hermosa.

Pueden también pasar por Coquetta, Foreign Cinema (pidan la reservación en el patio), Spruce y Wayfare Tavern. Habiendo dicho esto, hay cinco lugares a los que no deben dejar de ir:

  1. Tartine. El pan es espectacular, el menú es pequeño pero cambia todos los días y hacen sandwiches exquisitos, dips super distintos y realmente es un hito de San Francisco. ¡Hay que ir! Ojo: el horario varía, lo mejor es siempre revisar en el website o llamar para investigar el horario de apertura.
  2. San Francisco es reconocido por su sourdough, y el mejor lugar de comerlo es Boudin. ¡Basta probarlo recién sacado del horno con un poco de mantequilla! Definitivamente, la forma perfecta de empezar un día de turismo allá. Les recomiendo ir al principal, At the Wharf. Llegando, ¡el olor es de morir!
  3. In-N-Out Burger es una cadena de comida rápida emblemática de California que existe desde 1948 y ha decidido no tener franquicias para mantener la calidad de su producto. La comida es fresca: las carnes, en lugar de llegar congeladas, simplemente llegan refrigeradas. Las papas las cortan a mano ellos mismos, ¡y están fritas a la perfección! A los ingredientes se les siente la frescura y el lugar, a pesar de estar siempre lleno, ¡está impecable! No podíamos creer que ordenando nos preguntaban qué término queríamos nuestra carne, cómo queríamos nuestras papas. ¿Light? ¿Con sal? ¿Sin sal? Es en realidad un combo super personalizado, ¡hasta las salsas puedes elegir! No dejen de probar las papas con cebolla y su famosa “salsa especial”. Para los amantes de los double patties, pueden ordenar su también emblemático Animal-style Burger.
  4. San Francisco tiene mucha mucha influencia mexicana, y por eso la ciudad está llena de ricas taquerías. Nosotras habíamos escuchado hablar mucho sobre una en particular: La Taquería. Simplemente una locura: rico, fresco, ¡delicioso! ¡Lo probamos todo!
  5. Por último, la mejor vista de San Francisco es una dirección donde en realidad no queda nada. Es una zona residencial. Al llegar, uno hasta pensaría que está perdido. ¡Simplemente espectacular! Está en la 20 Belgrave Avenue. ¡No dejen de ir!
    luna_colada_san_francisco_2luna_colada_san_francisco_3